Perspectivas

Nuevo Régi­men de Impues­to Susti­tutivo al FUT

Reforma Tributaria

Para aumentar el atractivo de las empresas a acogerse al impuesto sustitutivo al FUT, la nueva ley que simplifica la Reforma Tributaria incluye modificaciones al régimen

La recientemente publicada Ley 20.899 (que simplifica el sistema de Tributación a la Renta), repuso en su artículo primero transitorio la posibilidad para los contribuyentes sujetos al impuesto de Primera Categoría determinado sobre la base de un balance general según contabilidad completa, de pagar un impuesto sustitutivo de los impuestos finales, sobre una parte o el total de su saldo FUT, aplicando para tales efectos lo dispuesto en el citado número 11 del Numeral I.- del artículo tercero transitorio de la Ley 20.780, con las siguientes modificaciones:

  • Puede acogerse al mecanismo el saldo FUT determinado al 31 de diciembre del año 2015, o al 31 de diciembre del año 2016, pudiendo declararse y pagarse el impuesto durante el año 2016, o hasta el 30 de abril del año 2017, según corresponda
  • No se aplicará la limitación al saldo FUT que puede acogerse al mecanismo, representado por el promedio anual de retiros, remesas o distribuciones efectuados desde la empresa en años anteriores. Sin perjuicio de lo anterior, se mantienen las limitaciones relativas al saldo del Fondo de Utilidades Financieras, así como respecto de las reinversiones simples recibidas durante el año comercial 2014. Cabe recordar que a contar del 1 de enero del 2015 las reinversiones simples que se reciban en sociedades de personas no se incorporar al FUT, sino que deben registrarse en el Fondo de Utilidades Reinvertidas (FUR), por lo que tampoco podrían acogerse al mecanismo
  • No se aplicará norma de control respecto de retiros efectuados desde estos contribuyentes destinados a reinversión. En consecuencia, los retiros reinvertidos mantendrán la postergación de su tributación de impuestos finales
  • Podrán optar a la tasa variable aquellos contribuyentes que se encuentren conformados exclusivamente por personas naturales contribuyentes del Impuesto Global Complementario, a lo menos, desde el 1 de diciembre de 2015. Sin embargo, las cesiones de derechos o acciones efectuadas a contar de dicha fecha respecto de las entidades que se acojan al mecanismo, obligan a la aplicación de la tasa del 32%

 

 

El Atractivo del Nuevo Régimen

Sin perjuicio de lo anterior, la modificación que hace atractivo al nuevo mecanismo dice relación con el hecho que las cantidades que en definitiva se acojan al procedimiento, sin perjuicio de su anotación en el registro FUNT: “podrán ser retiradas, remesadas o distribuidas en la oportunidad que se estime conveniente, con preferencia a cualquier otra suma y sin considerar las reglas de imputación que establezca la ley sobre Impuesto a la Renta vigente a la fecha del retiro, remesa o distribución” , y respecto de ellas no deberá practicarse retención de Impuesto Adicional por las remesas a contribuyentes afectos a dicho tributo (habida cuenta que se ha cumplido a su respecto con la tributación de impuesto a la renta que les resulta aplicable).

Al respecto, surge la interrogante si se mantendría el tratamiento tributario en cuanto a la libertad imputación de estos fondos por parte de una matriz que recibe las utilidades desde una filial que se acogió a este mecanismo. Casos que entendemos serán materia de interpretación de la autoridad fiscal.

Por otra parte, aquellos contribuyentes que hayan declarado y pagado el impuesto sustitutivo conforme a las normas del N° 11, Numeral I.- del artículo tercero transitorio de la Ley 20.780, podrán retirar las cantidades acogidas a dicho régimen con la preferencia antes indicada.

Además, para aquellos contribuyentes que a contar del 1 de enero de 2015 se acojan al régimen de tributación contemplado en el artículo 14 Ter, letra A) de la Ley de la Renta, la Ley 20.899 contempla un régimen opcional de tributación sobre el saldo de utilidades tributables no retiradas o distribuidas pendientes de tributación, conforme a las modificaciones que se introducen en el Numeral III.- del artículo tercero transitorio de la Ley 20.780.

El Régimen Inicial: Ley 20.780

El mensaje presidencial que inició la discusión parlamentaria de la Ley 20.780 (publicada en el Diario Oficial el 29 de septiembre de 2014), planteó la necesidad de terminar: “con el actual mecanismo del Fondo de Utilidades Tributables (FUT)”.

Para estos efectos, además de los nuevos regímenes de tributación vigentes a contar del 1 de enero del año 2017, la referida ley contempló un régimen opcional de tributación sobre rentas acumuladas en el Registro FUT, en el N° 11 del Numeral I.- de su artículo tercero transitorio.

De acuerdo a este régimen, los contribuyentes de primera categoría que tributen sobre sus rentas efectivas determinadas según contabilidad completa y balance (obligados a llevar el Registro), que además cumplieran con los requisitos establecidos en la norma, podrían optar por pagar, a título de impuesto de la Ley de la Renta: “un impuesto sustitutivo de los impuestos finales, sobre una parte de dichos saldos de utilidades”, respecto de las cuales, una vez pagado el referido tributo, se entendería completamente cumplida su tributación con los impuestos finales a la renta.

La aplicación del régimen sobre un determinado saldo, implicaba su deducción del registro FUT y anotación como ingreso no constitutivo de renta en el Registro de Fondo de Utilidades No Tributables (FUNT), de modo tal que al momento de imputar retiros, distribuciones o remesas a dichos saldos, estos no resultarían gravados con impuestos a la renta.

La tasa de impuesto sustitutivo correspondía por regla general a un 32% sobre el saldo acogido, con derecho al crédito e incremento por Impuesto de Primera Categoría que hubiese correspondido. Para aquellos contribuyentes que a contar del 1 de enero de 2014 hubiesen estado conformados exclusivamente por personas naturales contribuyentes del Impuesto Global Complementario (IGC), existía la opción de pagar este tributo con una tasa equivalente al promedio ponderado, de acuerdo a la participación correspondiente a cada dueño, de las tasas más altas de IGC que les hubiere afectado en los años tributarios 2012, 2013, y 2014.

Restricciones y Requisitos del Régimen Original

Sin embargo, el mecanismo contemplaba restricciones y requisitos que lo hicieron poco atractivo para las empresas que podrían haberse acogido al mismo, entre las que se cuentan:

Límites temporales
  • Solo podían acogerse al impuesto sustitutivo aquellos contribuyentes que hubieren iniciado actividades con anterioridad al 1 de enero de 2013
  • El ejercicio de la opción y pago del impuesto sustitutivo determinado debía materializarse durante el año comercial 2015
Límites al Saldo FUT que podía acogerse
  • El saldo de FUT determinado al 31 de diciembre del 2014 que podía acogerse al mecanismo, correspondía a aquella parte que no excediera del monto promedio anual de retiros, remesas o distribuciones efectuados desde la empresa durante los años comerciales 2011, 2012 y 2013, o los que correspondiere a su existencia efectiva en caso de ser inferior a dicho período.
  • Asimismo, no podía acogerse al mecanismo el saldo FUF que registrara el contribuyente, (proveniente de la diferencia entre depreciación tributaria normal y acelerada).
  • Tampoco podían acogerse las reinversiones recibidas durante el año comercial 2014.
Límites en la disponibilidad de los fondos:
  • Las cantidades que se acogieran al mecanismo no se consideraban como utilidades retiradas o distribuidas, sino que debían anotarse en el registro FUNT de la empresa, como ingresos no constitutivos de renta.
  • En consecuencia, las cantidades acogidas al mecanismo solo podrían ser retiradas una vez agotadas las utilidades tributables que el contribuyente mantuviera en el FUT, conforme al orden de imputación establecido en la ley
  • Teniendo en cuenta lo anterior, la norma contemplaba un control sobre los retiros reinvertidos que se efectuaran desde estas entidades durante el año 2015, afectándolos con impuesto global complementario o adicional, hasta por una cantidad equivalente al 50% de las rentas acogidas al impuesto sustitutivo.
Did you find this useful?