Análisis

Volviendo a imaginar los sistemas

Modernizando el corazón del negocio

Los sistemas centrales que impulsaron las oficinas de administración de respaldo, media y atención al cliente a menudo tienen varias décadas, comprenden todo desde los sistemas de clientes construidos para operar la industria de servicios financieros en los años 1970 hasta la ola de reingeniería de ERP de los años 1990. Hoy, muchos caminos hacia la innovación digital los conducen a las aplicaciones del “corazón del negocio.” Por esta razón, las organizaciones ahora están desarrollando estrategias para volver a imaginar sus sistemas centrales que involucran volver a generar plataformas, modernizarlos, y revitalizarlos. Transformar la base de la huella de TI para que sea ágil, intuitiva, y reaccione rápidamente puede ayudar a satisfacer las necesidades actuales del negocio, al tiempo que se sienta el fundamento para el mañana.

Introducción

El legado de la TI está entrelazado con los sistemas centrales que a menudo llevan el mismo nombre. De alguna manera, la raison d’être de los departamentos modernos de TI puede ser rastreada hasta los orígenes de lo que ahora es conocido como “legado” – los del corazón del negocio, los sistemas que le dan fundamento a la misión y que operan los procesos de las oficinas de administración de respaldo, media y atención al cliente. Algunos incluyen soluciones personalizadas de largo alcance cuyo alcance y complejidad se han acumulado durante décadas.  

     Otros han experimentado programas de transformación ERP diseñados para personalizar y extender sus capacidades para satisfacer necesidades específicas del negocio.   Desafortunadamente, el resultado neto de tales esfuerzos a menudo es una maraña de complejidad y dependencia que es desalentador intentar comprender, mucho menos devanar.

       Mientras tanto, mantener el núcleo y modernizar el legado requieren enormes cantidades del presupuesto de TI. La 2015 global CIO survey,[1] de Deloitte, encontró que los desembolsos relacionados con los sistemas centrales son el elemento de línea individual más grande en la inversión en TI en dólares. Esto lleva a un problema interno de PR para el núcleo: el costo alto es visto como valor bajo. Cuando se les pidió clasificar las inversiones en tecnología que piensan tendrán impactos importantes en sus negocios, quienes respondieron la encuesta citaron analíticas, digital, y la nube.

Claramente, es fácil pasar por alto el hecho de que esas y otras tecnologías emergentes son altamente dependientes de los datos subyacentes y de los procesos que el sistema central permite.

La transformación amplia de los sistemas involucra reunir información de ventas, operaciones, cadena de suministro, y servicio para redefinir los procesos subyacentes e informar los nuevos productos, servicios, y ofertas. Como tal, los esfuerzos para volver a imaginar los sistemas centrales pueden constituir el fundamento a partir del cual se construyen las iniciativas “más brillantes”, de orden más alto.

Volver a imaginar los sistemas centrales también puede ayudar a que las compañías establezcan una base moderna para eficiencia, eficacia, y resultados mejorados. Con esto en mente, las organizaciones líderes están evolucionando las hojas de ruta de sus sistemas para enfocar el núcleo no como un ancla, sino como un conjunto de bloques centrados en el cliente, orientados a resultados, que puedan respaldar al negocio en la era digital y más allá.

 

[1] ¨ Documento original: Scott Buchholz, Ben Jones, and Pavel Krumkachev. “Reimagining core systems. Modernizing the heart of the business.” Tech Trends 2016. Innovating in the digital era. Deloitte University Press. February 24, 2016. http://dupress.com/articles/reimagining-core-systems-strategy/

Traducción realizada por Samuel A. Mantilla, asesor de investigación contable de Deloitte &Touche Ltda., Colombia,  con la revisión técnica de César Cheng, Socio Director General de Deloitte & Touche Ltda., Colombia.

El momento es ahora

El ritmo del cambio e innovación en tecnología está continuando acelerándose de manera exponencial, ofreciendo oportunidades perfectas para renovar el cableado del trabajo y volver a escribir las reglas del compromiso. La tasa a la cual los datos son producidos por dispositivos, sensores, y personas se está acelerando – y eso que los datos están siendo aprovechados en tiempo real por analíticas predictivas y prescriptivas avanzadas para guiar de manera experta las decisiones de negocio una vez que son gobernadas por instinto e intuición.

Lo digital ha abierto nuevos caminos para la participación de los clientes y el empoderamiento de los empleados – no solo haciendo posible que los viejos trabajos se hagan de manera diferente, sino también creando patrones fundamentalmente nuevos y diferentes de interacción.    

La adopción de móviles y tabletas ha servido como el resonar del clarín para los elementos líderes, el Internet de las Cosas, y ahora la realidad aumentada y virtual. Las dinámicas competitivas también están dirigiendo el cambio. Las compañías recientemente creadas y las compañías sin vínculos fuertes con los sistemas legados se encontrarán a sí mismas crecientemente capaces de innovar en entrega de servicio, sin los obstáculos derivados de décadas de deuda técnica y decisiones heredadas.

Al mismo tiempo, fuerzas externas importantes están volviendo a elaborar las hojas de ruta centrales. Los proveedores de ERP han invertido fuertemente en ofertas para la siguiente generación y de manera agresiva están posicionando sus plataformas modernizadas como la respuesta a los muchos desafíos de sistemas que enfrentan las empresas. Los jugadores en la nube están ofreciendo un catálogo rápidamente creciente de soluciones para las oficinas de administración de respaldo, media y atención al cliente. Al mismo tiempo, la experticia en COBOL y otros lenguajes de programación de mainframes de manera creciente se está volviendo escasa en la medida en que los programadores que envejecen se retiran – una situación que pesa fuertemente en más y más decisiones relacionadas con volver a elaborar plataformas.[i][1] En este contexto, el constante flujo de tecnologías emergentes promocionadas con alto bombo petrifica al legado como una palabra de cuatro letras en las mentes de los ejecutivos de la sala de dirección y de los líderes de las líneas de negocios.

Todos esos factores hacen más importante que nunca que los CIO [Chief Information Officer = Director de información jefe] definan una estrategia central deliberada basada en las necesidades y metas del negocio. Comience con los procesos de negocio existentes.

¿Los sistemas centrales de TI ayudan u obstaculizan a los usuarios en sus tareas diarias a través de departamentos, procesos, y cargas de trabajo? ¿Cómo está evolucionando la estrategia de cada función, y qué impacto tendrán esas estrategias en los sistemas centrales? ¿Qué tan amplio es el posicionamiento mismo del negocio para el crecimiento? ¿Cuáles son las restricciones y los facilitadores clave para el crecimiento del negocio hoy? Sin duda que habrá implicaciones para los sistemas centrales, pero las necesidades específicas diferirán dependiendo de los planes para el crecimiento orgánico en mercados existentes, innovación del modelo de negocio, fusiones, adquisiciones, y des-inversiones, entre otros.

Luego, examine los factores que orientan la tecnología mediante colocar en contexto sus impactos potenciales en el negocio. Por ejemplo, traslade las preocupaciones abstractas de la deuda externa en riesgos de negocio medibles. La escalabilidad técnica puede ser representada mediante inhibidores al crecimiento debido a límites en el número de clientes, órdenes, o pagos que puedan ser transados. Traslade las preocupaciones de confiabilidad en pérdida de ingresos ordinarios o sanciones por perder SLA [service level agreement = acuerdos a nivel de servicio] debido a cortes o interrupciones del servicio. La integración inmadura y las disciplinas de datos pueden tener impactos concretos en términos de demoras del proyecto – y la extensión en la cual pueden hacer que fallen los esfuerzos digitales, analíticos, y en la nube.

 

 

 

 

¿Le pareció útil este contenido?

Temas relacionados