Análisis

Legal Corporativo

Boletín semanal | 1 de octubre, 2019

Funciones administrativas en procesos disciplinarios

La Superintendencia de Sociedades, en el oficio 220-097456, se refirió a las funciones administrativas que ejercen los superintendentes delegados en procesos disciplinarios. En esta medida, resolvió si las mismas son creadoras de doctrina y jurisprudencia o si las mismas únicamente deben ser analizadas para el caso en contrato, que analizan en éstas. Frente a lo anterior, manifestó la mencionada Superintendencia que las decisiones tomadas “por parte de las Delegaturas con facultades jurisprudenciales, es necesario indicar que en efecto las mismas conforman jurisprudencia en materia societaria”.

Por parte de la posibilidad de que las mismas sean consideradas doctrina, establece que si bien estas decisiones podrán ser consideradas como tal, frente a la misma, se deberá aplicar lo establecido por la Corte Constitucional en la sentencia C-284 del 2015, en la cual se manifestó que, si bien la doctrina puede ser una fuente útil para guiar al juez, en ningún caso se deberá “acudir exclusivamente a la doctrina cuando el sentido de un concepto y los alcances de una institución han sido fijados por la jurisprudencia es un procedimiento insuficiente porque (i.) Impide al juez constitucional apreciar cuál es el significado real de las normas juzgadas –dentro del proceso de adjudicación- y porque (ii.) no brinda elementos de juicio relevantes para analizar la función que éstas cumplen en el Estado y en la sociedad”.

Superintendencia de Sociedades - Oficio No. 220-097456 del 13 de septiembre de 2019

Superintendencia de Sociedades - Oficio No. 220-097456 del 13 de septiembre de 2019
¿Le pareció útil este contenido?