Análisis

Legal Corporativo

Boletín semanal | Edición 31 / 01 / 17

Circunstancias que dan origen a la obligatoriedad de inscribir la situación de grupo empresarial

La Superintendencia de Sociedades, a través del oficio 220-000881 del 10 de enero de 2017 aclara las circunstancias en las que se configura Grupo Empresarial, y por lo tanto toda modificación o novedad de grupo empresarial deberá inscribirse en el registro mercantil.

Como presupuesto, habrá grupo empresarial cuando además del vínculo de subordinación, existe entre las entidades unidad de propósito y dirección. En primer lugar, las presunciones de subordinación corresponden al control interno por participación, al control interno por el derecho a emitir votos constitutivos de mayoría mínima decisoria o por tener el número de votos necesarios para elegir la junta directiva y al control externo. Sí se dan las condiciones de la situación de control, se debe establecer si se configura la unidad de propósito y dirección.

Por lo tanto, se presenta unidad de propósito y dirección cuando la existencia y actividades de todas las entidades persigan la consecución de un objetivo determinado por la matriz o controlante en virtud de la dirección que ejerce sobre el conjunto, sin perjuicio del desarrollo individual del objeto social o actividad de cada una de ellas. Sin embargo, aclara la entidad, las presunciones enunciadas anteriormente no tienen carácter taxativo y pueden ser desvirtuadas. 

Oficio 220-000881 de 2017.

Superintendencia de Sociedades

Bogotá, 10 de enero de 2017.

Descargue el documento

Prescripción extintiva de dominio de las acciones

La Superintendencia de Sociedades, a través del oficio 220 – 000116 del 2 de enero de 2017 aclara si existe o no prescripción de los derechos de un accionista que, habiendo cancelado la totalidad de sus aportes, no ha ejercido ninguno de sus derechos por varios años, no ha cobrado sus dividendos y no ha participado ni directamente ni por interpuesta persona en los cambios que se han presentado al interior de la sociedad respectiva.

En este sentido, la Superintendencia estima que las acciones si son susceptibles de prescripción, siendo las acciones derechos patrimoniales, que se extinguen por el transcurso del tiempo, cuando su titular deja de ejercitar los derechos que ellas confieren. Y su plazo para la prescripción será de diez años.

Para este efecto, la acción extintiva de dominio de las acciones en una compañía debe ser intentada por su representante legal ante la jurisdicción ordinaria civil, previa consideración del máximo órgano social.

Oficio 220 – 000116 de 2017.

Superintendencia de Sociedades

Bogotá, 2 de enero de 2017.

 

Descargue el documento
¿Le pareció útil este contenido?

Temas relacionados