Análisis

Finalización del estado de emergencia económica, social y ecológica decretado por el Presidente para afrontar la emergencia sanitaria ocasionada por el COVID-19

Flash Extraordinario | 23 de abril de 2020

Debido a la emergencia ocasionada por el COVID-19 (Coronavirus), el Gobierno Nacional profirió el Decreto 417 del 17 de marzo de 2020, a través del cual declaró, por un término de 30 días calendario, el estado de emergencia económica, social y ecológica en todo el territorio colombiano.

Se destaca que el presidente tenía facultades para prorrogar el estado de emergencia económica, social y ecológica hasta por 90 días. Sin embargo, no se optó por esta vía implicando que el pasado jueves 16 de abril finalizó el estado de emergencia y, por ende, todas las iniciativas legislativas del gobierno deberán surtir su trámite normal en el Congreso desde el día 17 de abril a menos que vuelva decretarse el estado de emergencia (en todo caso, los estados de emergencia no podrán sumar en total más de 90 días en el año calendario).

El estado de emergencia se encuentra instituido en Colombia en el artículo 215 de la Constitución Nacional y en la Ley 137 de 1994, teniendo como finalidad dotar de facultades al Presidente de la República para dictar decretos con fuerza de ley, destinados exclusivamente a confrontar los agentes generadores de la crisis que originó la emergencia y a evitar la extensión de sus efectos.

Durante el estado de emergencia social decretado se profirieron numerosos decretos (72 en total) en materia tributaria, laboral, comercial, civil, entre otras áreas, que mantendrán su vigencia en los términos expuestos en cada uno de ellos, con independencia de la finalización del estado de emergencia. Cada uno de esos decretos con fuerza de ley fueron remitidos al día siguiente a su promulgación a la Corte Constitucional para ejercer un control automático de constitucionalidad. La Corte, que ya asumió el conocimiento, se pronunciará de fondo sobre si existe contradicción material entre los decretos legislativos y la constitución política.

En algunos casos debe considerarse que la vigencia de ciertos decretos está atada a la finalización de la medida de emergencia sanitaria y por ello tales normas regirán hasta el 30 de mayo de 2020, de acuerdo con lo previsto en la Resolución 385 del 2020. Es muy importante señalar que la declaratoria de emergencia sanitaria es diferente a la declaratoria de emergencia económica, social y ecológica, teniendo en cuenta que la primera se refiere a una medida de carácter sanitario adoptada por el Ministerio de Salud, mientras que la segunda se refiere a la declaratoria de un estado de excepción que procede cuando ocurren hechos que amenacen perturbar de forma grave el orden económico y social del país.

A modo de regla general, en materia tributaria la Ley 137 señala que, si el Gobierno crea nuevos tributos o modifica los existentes, tales medidas dejarán de regir en la siguiente vigencia fiscal. Existen decretos legislativos expedidos en esta emergencia sobre temas tributarios en los que se especifica una determinada vigencia, por lo cual la regla general explicada no sería aplicable como, por ejemplo, lo previsto para el Decreto 568 de 2020 en relación con el impuesto solidario por el COVID-19.

De este modo, encontramos que la duración de las medidas adoptadas por cada uno de los decretos dependerá por completo de las disposiciones contenidas en los mismos y se extenderán después de la culminación del estado de excepción, de tal manera que algunas medidas se aplicarán por el tiempo que dure la emergencia sanitaria, otras se aplicarán por algunos meses y otras regirán incluso por periodos superiores a un año. Al respecto, a continuación, pueden observarse algunos de los ejemplos más relevantes en materia tributaria:

Contáctenos

Daniel Martínez

Socio T&L

dmartinezfa@deloitte.com

 

Diego Cubillos

Socio T&L

dcubillos@deloitte.com

¿Le pareció útil este contenido?