Perspectivas

El aumento de la tasa de interés real

10 de febrero de 2017

El gráfico de la semana

En la República Dominicana el objetivo oficial de la política monetaria es una “meta de inflación”. Se procura mantener la inflación dentro un rango que permita alcanzar un crecimiento económico sin un aumento indeseado de los precios.

En la práctica, el resultado de la variable inflación ha estado consistentemente por debajo de la meta propuesta por el Banco Central.

Es muy bueno, y muy difícil de que ocurra, que la economía crezca dentro de su potencial con tasas de inflación muy bajas. En el país esto es precisamente lo que muestran las estadísticas oficiales.

Ante este escenario, llama la atención que la tasa de interés real, esto es, la tasa de interés menos la inflación esperada, tenga una tendencia consistentemente al alza, particularmente en los últimos tres años, alcanzando cotas históricas: mientras en la banca múltiple la tasa pasiva real promedio del período 2007-2013 fue de 0.5%, en 2014 subió a 3.1%%, en 2015 fue de 2.9% y en 2016 de 4.5%.

La tasa activa real se ha comportado de la misma forma. El promedio de esta variable en el período 2007-2013 fue de 9.1%. En 2014 estaba en 10.4%, en 2015 subió a 11.4% y en 2016 a 12.9%.

El margen de intermediación se ha mantenido en consonancia con el promedio histórico.

El Banco Central está sentado encima de más de RD$450 mil millones en certificados y tiene que seguir emitiendo, tanto para renovar vencimientos como para las operaciones monetarias. Los certificados han aumentado a un ritmo promedio anual de 15.7% en los últimos 4 años, aumentando RD$58,000 en 2015 y más de RD$67,000 en 2016. Como agente de captación, es entendible que quiera tener contentos a los dueños de estos certificados. Esto explica no sólo su proactividad para controlar el tipo de cambio (llegando a permitir la escasez de divisas), sino también que permita, e incluso apoye altas tasas reales de interés (en noviembre 2016 aprobó subir la tasa de política de 5.0% a 5.5%).

Las tasas reales de interés están sustancialmente más altas de lo que le conviene a la actividad económica, restan competitividad y dificultan la generación de empleo, perjudicando a todas las empresas y personas que tienen préstamos.

Es importante que el Banco Central considere esta situación en su diseño de la política monetaria.

Deloitte se refiere a una o más Deloitte Touche Tohmatsu Limited, una compañía privada de garantía limitada del Reino Unido ("DTTL"), y a su red de firmas miembro, y sus entidades relacionadas. DTTL y cada una de sus firmas miembro es una entidad legalmente separada e independiente. DTTL (también conocida como "Deloitte Global") no provee servicios a clientes. Por favor, consulte www.deloitte.com/about para una descripción detallada de nuestra red global de firmas miembro.

Deloitte provee servicios de auditoría, consultoría, asesoría financiera, gestión en riesgos, impuestos y servicios relacionados a clientes públicos y privados abarcando múltiples industrias. Deloitte atiende cuatro de cada cinco compañías del Fortune Global 500® a través de una red global de firmas miembro en más de 150 países brindando capacidades de clase mundial, conocimiento y servicio de alta calidad para hacer frente a los desafíos de negocios más complejos de los clientes. Para conocer más acerca de cómo aproximadamente 245.000 profesionales de Deloitte generan un impacto que trasciende, por favor contáctenos en FacebookLinkedIn o Twitter.

Este documento sólo contiene información general y ni Deloitte Touche Tohmatsu Limited, ni sus firmas miembro, ni ninguna de sus respectivas afiliadas (en conjunto la “Red Deloitte”), presta asesoría o servicios por medio de esta publicación. Antes de tomar cualquier decisión o medida que pueda afectar sus finanzas o negocio, debe consultar a un asesor profesional calificado. Ninguna entidad de la Red Deloitte, será responsable de la pérdida que pueda sufrir cualquier persona que consulte este documento.

Did you find this useful?