Avanzando juntos: El camino digital hacia la supervisión de los terceros Encuesta global de gestión de riesgos con terceros en las organizaciones DESCARGAR EL INFORME
Debido a la pandemia de la COVID-19, muchas organizaciones han introducido grandes avances digitales en su enfoque de la gestión de riesgos de terceros (TPRM).
Temas clave Información en tiempo real La pandemia ha mostrado a las organizaciones la importancia de contar con datos sobre terceros en tiempo real. La encuesta muestra cómo más de la mitad de las organizaciones esperan mejorar en la obtención de información en tiempo real, métricas de riesgo e informes con el objetivo de tener una imagen única y actualizada de sus terceros y el riesgo que pueden representar para su actividad. Los riesgos digitales son una de las principales preocupaciones Los riesgos digitales que surgen de formas de trabajo cada vez más digitalizadas son una de las principales preocupaciones en la gestión de riesgos de terceros. A esto le sigue la resiliencia financiera y la capacidad de gestionar la diversidad y la inclusión, la salud y la seguridad, el medio ambiente y el cambio climático. La pandemia ha expuesto la necesidad de mejorar la gestión de riesgos de terceros Muchas organizaciones no estaban preparadas para afrontar la gestión de riesgos cuando llegó la COVID-19 y se convirtió en una pandemia mundial. Un año después, casi la mitad de los encuestados todavía se encuentran en la fase de respuesta: reaccionando a la necesidad de continuidad y resiliencia del negocio en toda su cadena de suministro, relaciones con los clientes y capacidades digitales.

La pandemia ha interrumpido en algunos casos el avance planificado en lo referido a la gestión de riesgos con terceros, pero también ha sido una llamada de atención para que las organizaciones inviertan más el próximo año.
La presión sobre los costes está impidiendo la internalización La COVID-19 llevó a muchas organizaciones a considerar la posibilidad de volver a llevar a cabo internamente actividades comerciales que tenía subcontratadas y así evitar la pérdida de control sobre las mismas. En gran medida, esta idea no avanzó ya que las organizaciones carecen de capacidad interna para realizar las actividades y además están haciendo frente a una fuerte contención de costes. Presión para ahorrar costes mediante la subcontratación de actividades comerciales: ¿Quieres saber más? Accede a nuestro informe y descubre las últimas tendencias en la gestión de riesgos de terceros. DESCARGAR EL INFORME Contacto
Óscar Martín Moraleda
Socio de Risk Advisory


Ver perfil omartinmoraleda@deloitte.es