Buenas prácticas de Gobierno Corporativo VS Prácticas ineficientes

Perspectivas

Buenas Prácticas de Gobierno Corporativo vs. Prácticas Ineficientes

Boletín de Gobierno Corporativo | Verano 2014

El presente boletín expone algunas de las buenas prácticas en materia de Gobierno Corporativo versus las prácticas ineficientes que no permiten la adecuada institucionalización en una compañía.

Los artículos aquí incluidos nos refieren a algunos temas tales como los relacionados con auditoría, evaluación y separación de roles que en la práctica pueden fortalecerse.

Buenas prácticas de Gobierno Corporativo vs Prácticas ineficientes

Todos los temas en materia de gobernabilidad tienen cierta elasticidad que le permite a las entidades adaptarse a las necesidades propias. Sin embargo, así como existen buenas prácticas para la implementación de un buen Gobierno Corporativo, hay muchas otras prácticas que debilitan las estructuras y entorpecen los mecanismos para el correcto desarrollo, por lo que se podrían considerar como “prácticas ineficientes”.  

PDF, 3 págs. Septiembre 2014.

Evaluación y compensación de los órganos de gobierno

La evaluación de los órganos de gobierno y sus miembros es una mejor práctica de gobierno corporativo que permite obtener una retroalimentación objetiva de la labor realizada durante un periodo determinado de tiempo tanto del Consejo y sus Comités.

Previo a iniciar el proceso de evaluación colegiada e individual de los órganos de gobierno y sus miembros, se deben tomar en cuenta los siguientes puntos:

  • La disposición por parte de los consejeros a ser evaluados
  • Los objetivos del Consejo y los Comités
  • Los principales aspectos a evaluar de acuerdo a sus roles y responsabilidades en cada órgano de gobierno.
PDF, 4 págs. Septiembre 2014.

Doble rol: Presidente de Consejo y Director General

Una perspectiva poco tratada de la problemática que se presenta para que el modelo de Gobierno Corporativo de una compañía sea eficaz, es el posible conflicto de intereses que se puede generar cuando un accionista o tercero interesado en la compañía desempeña activamente por lo menos dos posiciones simultáneas y estratégicas en la misma, a pesar de que las funciones sean distintas; tal es el caso del Presidente del Consejo y el Director General.

Lo anterior hace referencia a que una misma persona asuma varios roles antagónicos (la definición, la vigilancia y la ejecución), por lo que se ha denominado “duplicación de roles”.

PDF, 4 págs. Septiembre 2014.
¿Te resultó útil este contenido?