Microchips y semiconductores

Artículo

El Gobierno aprueba un nuevo PERTE para microchips y semiconductores

El Consejo de Ministros ha aprobado el Proyecto Estratégico para la Recuperación y Transformación Económica (PERTE) de microelectrónica y semiconductores, que había anunciado el pasado mes de abril, siendo uno de los proyectos estratégicos más relevantes aprobados hasta la fecha por su gran inversión y por su esencialidad para la transformación digital.

Objetivos del PERTE

Según el documento oficial, el objetivo fundamental de este PERTE es desarrollar las capacidades de diseño y producción de la industria de la microelectrónica y los semiconductores en España y favorecer la autonomía estratégica nacional y de la UE en este sector. En relación con esto último, el PERTE está alineado con la directiva Chips Act, recientemente propuesta por la Comisión.

El PERTE pretende articular actuaciones en todos los eslabones de la cadena de valor, desde el diseño hasta la fabricación.

Página del Gobierno de España: PERTE de microelectrónica y semiconductores

Accede

Inversión y distribución del PERTE

El PERTE tiene una dotación pública de hasta €12.250 mil millones con cargo al Plan de Recuperación, Transformación y Resiliencia y se articulará durante el período 2022-2027.

El PERTE desplegará mecanismos de colaboración público-privada para promover las inversiones necesarias y se desarrollará de forma coordinada entre las administraciones públicas, la industria, las universidades y los centros de investigación.

Para su desarrollo se establecen cuatro ejes de acción:

  1. Refuerzo de la capacidad científica: fortalecer la I+D+i sobre microprocesadores de vanguardia y arquitecturas alternativas y la fotónica integrada, desarrollar chips cuánticos y lanzar una línea de financiación para reforzar el Proyecto Importante de Interés Común Europeo (IPCEI) de Microelectrónica y Tecnologías de la Comunicación. Esta línea de actuación cuenta con un presupuesto de 1.165 millones de euros para el periodo 2022-2027.
  2. Fomentar el diseño y producción integral de la cadena de valor: sobre todo a través de la creación de empresas fabless de diseño de microprocesadores de vanguardia y arquitecturas alternativas. Se incluyen también ayudas para el desarrollo de proyectos de pilotos de pruebas y para fomentar red de capacitación en materia de semiconductores. Este eje tiene un presupuesto 1.330 millones de euros.
  3. Construcción de plantas de fabricación: ayudas para el despliegue de centros de fabricación de tecnología de vanguardia (por debajo de 5 nm) y de gama media (de más de 5 nm). Las medidas de este eje tienen un presupuesto de 9.350 millones de euros.
  4. Dinamización de la industria de fabricación TIC: se crea un fondo de capital centrado en los chips para financiar startups, scaleups y pymes innovadoras del sector de semiconductores nacional, con una dotación pública inicial de 200 millones de euros.

En esta línea se incluyen también medidas para fomentar la producción interna de materiales electrónicos para que ejerza de sector tractor sobre la industria de los semiconductores y absorba parte de su producción. El presupuesto estimado para esta medida es de 400 millones de euros.

Creación de un comisionado

Para asegurar la coordinación y efectividad de las actuaciones previstas, se ha creado el Comisionado Especial para el Proyecto de Microelectrónica y Semiconductores formado por un grupo de trabajo interministerial y un grupo de expertos del mundo científico, académico y empresarial de referencia.

Qué se espera de este PERTE

Se espera que España sea uno de los mayores productores de microchips de la Unión Europea además de para el desarrollo del sector tecnológico, para el impulso del crecimiento económico y empleabilidad de España.

Deloitte European Center for Recovery & Resilience

 

Volver al site