impacto económico baby boomers

Noticias

Así impactará a la economía el retiro de los ‘baby boomers’

Poco se habla de ellos, sin embargo, constituyen una pieza fundamental para el desarrollo de la economía global. Nos referimos a los ‘baby boomers’, las personas que nacieron entre los años de 1946 y 1964, y que forman una parte importante de la fuerza laboral actual.

Hoy, esta generación se encuentra cerca del retiro o la jubilación, una situación que, aunque muchos aún no dimensionan, sin duda tendrá un impacto significativo para la economía de diversos países alrededor del mundo.

Ciudad de México, 27 de febrero de 2018.

De acuerdo con la Organización de las Naciones Unidas (ONU), en 2017, el número de personas mayores de 60 años alcanzó los 962 millones, 13% de la población mundial, una cifra que el organismo prevé se duplique para 2050 y se triplique para 2100.

En los Estados Unidos, por ejemplo, de acuerdo con un análisis realizado de manera conjunta por el Foro Económico Mundial (WEF, por sus siglas en inglés) y Business Insider, para 2030, se espera que 20% de la población tenga más de 65 años.

Esta situación, aunada al hecho de que la tasa de fertilidad de este país se encuentra en su punto más bajo desde 1999, provocará una disminución tanto del crecimiento de la fuerza laboral como de la productividad, lo que resultará en una auténtica tormenta demográfica para la economía de estadounidense.

¿Por qué? El estudio lo explica a través de tres razonamientos:

  • Un ambiente deflacionario
    El crecimiento de la población económicamente activa o trabajadora ha sido, durante varias décadas, uno de los principales indicadores del Producto Interno Bruto (PIB). Una de las razones de ello es que cuando esta población se jubila, el gasto cae en un promedio de 37.5% y, dado que el consumo representa 70% de la actividad económica de los EE.UU., esto se convierte en una gran fuerza deflacionista. Esta tendencia reducirá los ingresos de los grandes corporativos lo que, a su vez, bajará aún más los rendimientos de los inversionistas.
  • Un gran cambio en los mercados financieros
    De acuerdo con BlackRock, el ahorro promedio de un baby boomer para su jubilación es de 136 mil dólares, que incluso con buenas tasas de rendimientos, representa un ingreso anual de solo 9 mil dólares, cuando el ideal sería de 36 mil. Esta enorme brecha financiera en las pensiones significa que los baby boomers se verán obligados a buscar ingresos en otros lugares que, históricamente, han sido los bonos, comenzado así su cambio más profundo de tipos de activos desde que tenían 30 años.
  • Pesimismo en el mercado bursátil
    En 2016, los primeros baby boomers cumplieron 70 años y, en los Estados Unidos, la ley del Servicio de Impuestos Internos (IRS, por sus siglas en inglés) para planes de jubilación señala que, cuando cumples 70 años y seis meses, estás forzado a retirar cada año al menos un 5% del valor de tu plan. Esto representa un problema para el mercado bursátil, ya que los boomers tienen 70% de sus carteras en acciones. De hecho, en 2016, el Tax Policy Center reveló que 37% del mercado bursátil estadounidense era propiedad de cuentas de jubilación. Por lo tanto, esta ola de ventas forzadas inundará el mercado con miles de millones de acciones y bonos, lo que empujará los precios a la baja, una situación que sin duda debe preocupar a los inversionistas.

El escenario se tornará complejo para los inversores, quienes tendrán que definir una estrategia para evitar poner en riesgo su capital, ante los millones de jubilados que durante la próxima década intentarán desprenderse de sus carteras de renta variable de más alto riesgo y apostar por inversiones más seguras y conservadoras. Así, el retiro de los baby boomers se convertirá, sin duda alguna, en uno de los principales desafíos financieros de los próximos años.

Su jubilación provocará una disminución en la fuerza laboral y una baja en la productividad que sin duda afectará el desarrollo económico de los países.

¿Te resultó útil este contenido?