Análisis

El valor de una eficiente consultoría digital

Artículo de opinión por Martín Avdolov | Fabián Varietti

La transformación digital de la mayor parte de las organizaciones en el mundo es inevitable. Cuando nos enfrentamos al concepto de transformación es posible que se generen dudas, miedos y resistencia. Estos estados emocionales son propios de todo cambio y no deberíamos tomarlos de forma negativa, sino aprender de ellos. 

La consultoría digital y la transformación de una organización no necesariamente supone un cambio radical absoluto. En algunos casos puede que así sea, pero en otros se trata de encontrar el elemento adecuado con el que trabajar para obtener así mayores beneficios. Para ello es fundamental un análisis objetivo y profundo de todos los elementos involucrados en el problema o el desafío. 

La experiencia demuestra que son varias las ocasiones donde el éxito de una gestión se logra no por modificar todo un sistema, sino en el hallazgo de algo pequeño, aparentemente imperceptible, como un hábito ya instalado desde hace décadas que genera un ambiente tóxico y afecta todo a su alrededor. Pensemos por ejemplo en un organismo humano que sufre de múltiples síntomas durante años hasta que luego de un análisis profundo y detallado diagnosticamos que el problema radica en una intolerancia al gluten o a la lactosa. Eliminando o sustituyendo uno de los elementos, todo el organismo mejora notablemente y los síntomas desaparecen. 

En el caso de las organizaciones hay problemas que se repiten de forma recurrente durante años. Hasta el momento podían tener curas paliativas, hoy la diferencia entre una organización sana y otra enferma ya no es la pérdida de competitividad sino su extinción en el mercado. Una eficiente consultoría digital facilita los procesos y la capacidad de manejo inteligente de la información, lo que permite descubrir, a través de una investigación y análisis precisos, cuál es o cuáles son los elementos para trabajar y obtener así mayores beneficios en todos los aspectos del negocio. 

La consultoría digital debe ponerse el sombrero de alquimista, mezclando especialidades y comprendiendo la naturaleza que lo acerque a descubrir los impulsos digitales clave de cada negocio. El valor de una gran consultoría digital no está en una transformación total, sino en hacer que el sistema alcance su máximo potencial. En algunas ocasiones a través de cambios profundos y en otras ocasiones a través de entender y encontrar la solución adecuada para cada problema. 

En ese camino, la implementación sistemática de cambios acompañada con una visión estratégica a largo plazo permitirá a las organizaciones avanzar hacia la madurez digital. Incluyendo en sus planes iniciativas digitales, generando cambios en la organización de sus equipos y atrayendo el talento adecuado.

¿Encontró útil este contenido?

Temas relacionados